Your BPM & Workflow software
in the Cloud with Aurazure

AuraPortal Your BPM & Workflow software

Your BPM & Workflow software in the Cloud with #AuraPortalCloud
Cultura-de-la-inteligencia-emocional
02 febrero 2015

Cultura de la Inteligencia Emocional en la Empresa

Este post también está disponible en: Inglés

La Inteligencia Emocional agrupa al conjunto de habilidades psicológicas que permiten apreciar y expresar de manera equilibrada nuestras propias emociones, entender las de los demás, y utilizar esta información para guiar nuestra forma de pensar y nuestro comportamiento.

Wikipedia

Esa  Inteligencia Emocional  bien utilizada puede promover el éxito en el trabajo, y es que ese éxito no está solamente relacionado con las aptitudes técnicas del empleado. Gracias a la inteligencia emocional es posible percibir, entender, controlar y modificar nuestras propias emociones y las de los demás. Por lo que hacer un buen uso de esa inteligencia emocional hará del ambiente laboral una atmosfera mucho más agradable.

Las habilidades prácticas de la inteligencia emocional se pueden clasificar en dos secciones, y el uso de estas es muy útil para su empresa y la armonía entre empleados:

  1. Inteligencia intrapersonal (de autoconocimiento)
    1. Autoconsciencia: No es más que la capacidad de saber lo que sentimos.
    2. Control emocional: Saber regular la forma de manifestar nuestras emociones, modificar nuestro estado de ánimo y cómo exteriorizamos éste.
    3. Motivación: La capacidad de auto-motivarse y saber motivar a los demás.emociones-inteligencia emocional
  2. Inteligencia interpersonal (de relación con los demás)
    1. Empatía: Entender lo que sienten los demás. Es decir, saber ponerse en el lugar del otro, ver desde su perspectiva.
    2. Habilidades sociales: Habilidades generales como el liderazgo, la popularidad o la eficacia personal que pueden usarse para persuadir, dirigir, negociar y sobre todo para resolver conflictos, favorecer la cooperación y el trabajo en equipo.empatía-inteligenciaemocional

Entre las emociones más frecuentes en el trabajo, encontramos sentimientos tan diversos como: la satisfacción, el entusiasmo, la confianza, la alegría, orgullo, decepción, ansiedad o la preocupación. En si las emociones no son ni positivas ni negativas, todo depende de qué las provoque y cómo se manejen.

Es muy importante saber controlar estas emociones correctamente, ya que de lo contrario puede ir construyéndose un fallo en la comunicación entre empleados, que producirá conflictos y deteriorará las relaciones interpersonales, afectando al desempeño y al nivel de productividad de la organización.

Por lo que un buen líder de grupo será quien sepa controlar todos los aspectos de este tipo de inteligencia, que sabrá favorecer un buen clima laboral para aumentar la confianza y bienestar de los empleados, gestionando de manera eficiente las tareas a llevar a cabo entre el equipo y, por tanto, consiguiendo una mayor productividad por parte de la empresa. Y es que los expertos coinciden en que escalar posiciones en una empresa depende de un alto grado de Inteligencia Emocional y los que la poseen son más exitosos y tienden a sentirse más realizados consiguiendo un mayor respeto por parte de directivos y compañeros.

Por todo esto, en estos últimos años se está observando una importante incursión en las empresas de técnicas sociales o relacionadas con la psicología, convirtiéndose éstas en modelo de gestión y evaluación interna. Los CEO otorgan cada vez más importancia a las habilidades sociales, y en si a todo lo que puede aportar el buen uso de la Inteligencia Emocional dentro de la empresa, y la importancia de ésta en la consecución de objetivos.

Se trata de una nueva cultura empresarial, donde se habla de proyectos y no de empleo, de colaboradores o socios y no de empleados o líderes. Y cuyos “líderes” mejor llamados gestores en esta cultura, son encargados de orientar los valores de la organización para detectar talentos para después canalizar aportaciones individuales en una suma de valor, constituyendo una forma de colaboración entre iguales y no una mera organización jerárquica.

2 Responses

  1. Luis Felipe Pelaez

    Gracias por el articulo.
    Explicado de manera practica y aplicable.